‘Metamorphosis’, la tortura de la monotonía

La sensación de encierro y tristeza suelen ser una combinación peligrosa. Metamorphosis, de Carla Pereira y Juan Fran Jacinto, nos hace ver lo aterrador y deprimente que puede llegar a ser el vivir aprisionado por una persona a la que apenas le importas, y que te convierte en un mueble más del hogar.

Nominada a los Premios Goya 2021 a Mejor Cortometraje de Animación y ganadora en la Sección Oficial de Cortometrajes del Festival De Málaga 2020, Metamorphosis nos cuenta la historia de un callado y atormentado treintañero solitario que vive con su anciana madre. La monotonía y su fracaso en el esfuerzo por adaptarse a la normalidad le hacen perder todo contacto con la realidad, creando una bomba de relojería que no se sabe cuando estallará.

Metamorphosis llama la atención en primera instancia por su destacable dirección artística, pues su peculiar estilo y animación en stop motion, consiguen atrapar de lleno al espectador. Usar stop motion para realizar una obra audiovisual es una tarea complicada y artesanal de una complejidad sorprendente si se quiere conseguir una experiencia única, como por ejemplo en este caso, transmitir tridimensionalidad a los personajes para una relación más orgánica. Un logro capaz solamente por personas metódicas y amantes de trabajar con materiales palpables. Esto es muy diferente a como se suele trabajar en los entornos 2D y 3D, en los cuales todo está más controlado, más pulido, sin errores o imperfecciones. Dentro de la película, esta sensación se puede notar, ya que no han empleado ningún elemento 3D para realizar las tomas, ni siquiera el humo del cigarrillo que fuma el personaje protagonista.

La iluminación juega un papel importante en relación a la psicología del protagonista. El juego de luces con tonalidades frías sirven para resaltar la depresión que padece el personaje principal. Por otra parte, se utilizan los colores cálidos hogareños para resaltar la vida familiar. Por último, se nos marca el desenlace de la historia con una fotografía más luminosa, simbolizando la liberación del protagonista.

Los hipnotizantes escenarios grotescos mezclados con la sobrecogedora historia que cuenta este cortometraje, denotan las grandes habilidades creativas que tienen Juan Fran Jacinto y Carla Pereira. Por un lado, Jacinto posee un estilo de diseño de mobiliario y decorados que contrasta lo feísta con lo realista. Pereira, por su parte, posee una larga trayectoria como artista de diseño de personajes y trabajos en stop motion, hasta el punto de haber trabajado como asistente de animación junto al conocido director de cine Wes Anderson en el largometraje Isla de Perros (2018).


El visionado del cortometraje mejora más conforme avanza la cinta, debido a que sus propios autores nos obligan, casi a modo de reto, a rebuscar varios niveles de lectura para encontrar todas las referencias simbólicas que seamos capaces de identificar, como si de migas de pan se tratasen.

Metamorphosis es una historia sobre la depresión, sobre la coexistencia de lo costumbrista y lo perturbador. Sin florituras de por medio y con un final surrealista, es un relato que nos hace recordar lo delicada que puede ser nuestra propia cordura al permanecer atrapados por una persona, una rutina, por uno mismo.

El cortometraje Metamorphosis puede verse en Filmin.

Valoración